Archivos de la categoría Economía

Consecuencias del crack del 29

Esquema sobre las consecuencias que tuvo el derrumbe económico tras el crack de la bolsa de Nueva York

Organigrama del Estado Corporativo en España

Organización del Estado Corporativo por Primo de Rivera.

Entendemos como Estado Corporativo:

Forma fascista y reaccionaria de la dictadura burguesa, que aparece después de la Primera Guerra Mundial, durante el período de entreguerras y coincidiendo con la crisis general del capitalismo. Se distingue por:

  • se eliminan las organizaciones de la clase obrera y la población se distribuye por corporaciones (por ejemplo, las de capitalistas, obreros y empleados);
  • se desprecia, excluye y, a veces se elimina, el órgano electivo, el parlamento, y se sustituye por una “representación de corporaciones”;
  • el resultado es que se priva a los trabajadores de todo derecho

El objetivo principal del Estado corporativo quiere encubrir la dictadura del capital basado en monopolios de poder y dotar al Estado fascista de la apariencia de una “colaboración de clases”, de una “armonía de intereses” en el marco de las corporaciones.

En realidad su fin último es el control social, económico y cultural del estado en donde se instala

G 20

Conocido también como Grupo de los 20, es una agrupación  de países de economía en desarrollo constituido en 2003 en Cancún, México, al término del quinta conferencia ministerial  de la OMC (Organización Mundial de Comercio).
El grupo está formado por Argentina,
Bolivia, Brasil, Chile, China, Cuba, Egipto, Filipinas, Guatemala, India, Indonesia, México, Nigeria, Pakistán, Paraguay, Sudáfrica, Tailandia, Tanzania, Uruguay, Venezuela y Zimbabwe, y sus principales objetivos son presentar una posición en bloque en las negociaciones de la Organización Mundial del Comercio y defender los intereses agrícolas comunes. Los miembros del G-20 representan el 60% dela población mundial, el 70% de la población rural del mundo y el 26% de las exportaciones agrícolas
El G-20 celebra encuentros anuales en los que los ministros de economía y los gobernadores de los bancos centrales de cada uno de los países miembros discuten y abordan distintos temas que, por su naturaleza, son de vital importancia para la economía global. Pero antes de que los ministros y los gobernadores se reúnan, el G-20 se encarga de realizar una batería de estudios y análisis sobre todos aquellos temas que posteriormente se vayan a tratar en dichas reuniones. Lo que se busca es que cualquier decisión importante que se vaya a tomar haya sido sopesada con el mayor número de datos posibles, y que éstos sean fiables.